Qué día se celebra el santo entierro en Huelva

El santo entierro es una importante celebración religiosa que se realiza en diferentes ciudades españolas durante la Semana Santa. En el caso de Huelva, esta tradición también tiene un gran significado para la comunidad católica y es considerada una de las festividades más destacadas de la ciudad. A continuación, nos adentraremos en la historia y la importancia de esta conmemoración en Huelva, descubriendo qué día se celebra y cuáles son los ritos y eventos que tienen lugar durante esta emotiva ocasión.

santo entierro huelva

Origen del santo entierro en Huelva

El Santo Entierro es una de las procesiones más importantes de la Semana Santa en Huelva, pero ¿cuál es su origen?

Se remonta al siglo XVI, cuando la imagen del Cristo Yacente fue traída a la ciudad desde Italia por un marino genovés. La devoción por esta imagen creció rápidamente y pronto se convirtió en una de las principales advocaciones de la Semana Santa onubense.

En sus inicios, la procesión era muy sencilla, con la imagen del Cristo Yacente llevada en andas por los fieles. Con el paso de los años, se fueron incorporando otras imágenes como la Virgen de la Soledad y San Juan Evangelista.

La influencia de la Semana Santa sevillana también se hizo presente en el Santo Entierro de Huelva, con la incorporación de imágenes de la Pasión de Cristo como la del Cristo de la Buena Muerte o la Verónica.

En la actualidad, el Santo Entierro es una de las procesiones más populares de Huelva, con miles de personas congregadas en las calles para acompañar a las imágenes en su recorrido procesional.

El viernes santo es el día más importante para esta procesión, con un emotivo traslado de la imagen del Cristo Yacente desde la iglesia de San Pedro hasta la catedral de la Merced, donde tiene lugar la misa de difuntos. Finalmente, la procesión regresa a su iglesia de origen en un ambiente de recogimiento y fervor.

La tradición del santo entierro en Huelva

Una celebración con siglos de historia

La ciudad de Huelva, ubicada al suroeste de España, es conocida por su rica historia, su gastronomía y sus bellos paisajes. Sin embargo, una de las tradiciones más arraigadas en esta ciudad es la celebración del Santo Entierro, una procesión que cada año reúne a cientos de personas para honrar la pasión y muerte de Jesús.

Esta celebración tiene sus orígenes en el siglo XV, cuando la Orden Mercedaria introdujo en la ciudad la devoción hacia la imagen del Cristo Yacente. Desde entonces, el Santo Entierro se ha convertido en uno de los acontecimientos más importantes de la Semana Santa en Huelva.

La procesión del Santo Entierro tiene lugar en la noche del Viernes Santo, iniciando su recorrido a las 9 de la noche desde la Iglesia de San Francisco. Una impresionante imagen del Cristo Yacente, obra del escultor Juan de Mesa, es llevada en andas por costaleros vestidos de negro, escoltados por nazarenos con capirotes y túnicas moradas.

A medida que la procesión avanza, las calles se iluminan con velas y antorchas que añaden un ambiente místico y solemne al evento. Los hermanos de la Hermandad del Santo Entierro, ataviados con túnicas de color blanco, acompañan a la imagen en su recorrido.

La procesión recorre las calles más emblemáticas de la ciudad, deteniéndose en distintas iglesias para realizar actos litúrgicos. Es en la Catedral de la Merced donde tiene lugar la ceremonia del Descendimiento, en la que se bajan del paso las imágenes de la Virgen de los Dolores y San Juan Evangelista para homenajear a Jesús recién expirado.

Finalmente, después de varias horas de recorrido, la procesión llega de nuevo a la Iglesia de San Francisco, dando por finalizada una de las procesiones más impresionantes y conmovedoras de la Semana Santa en Huelva.

© Todos los derechos reservados - Revista Huelva Cultural

¿Por qué se celebra el santo entierro en Huelva?

Todos los años, la ciudad de Huelva se detiene para conmemorar una de sus tradiciones más arraigadas: el santo entierro.

Esta celebración, que tiene lugar en Semana Santa, es una representación teatral de la muerte y sepultura de Cristo y es considerada como una de las más importantes de toda España.

La historia detrás de esta tradición se remonta al siglo XV, cuando los frailes franciscanos llegaron a Huelva con los restos de Cristo que habían traído de Jerusalén. Estos restos se convirtieron en un foco de devoción para la ciudad, y con el paso del tiempo, se decidió representar la pasión y muerte de Cristo en una procesión durante la Semana Santa. La procesión del santo entierro es una experiencia única. Cientos de personas se unen para ver pasar a las imágenes que representan el cuerpo sin vida de Cristo y su madre, la Virgen María, acompañadas por los pasos de la Verónica, el Cirineo y otros personajes bíblicos.

Además, las calles se llenan de música y devotos que portan velas para iluminar el camino de las imágenes.

Esta celebración es una muestra de la fe y la devoción del pueblo onubense. Durante toda la semana, miles de personas se reúnen para ver pasar la procesión, que es considerada como una de las más bellas y emotivas de toda Andalucía.

No es de extrañar que muchos turistas se acerquen a Huelva durante estos días para vivir de cerca esta tradición única e impresionante.

Una tradición que sigue siendo parte fundamental de la identidad de esta ciudad y que cada año atrae a más personas que desean vivir esta experiencia inolvidable.

La importancia cultural y religiosa del santo entierro en Huelva

El Santo Entierro es una de las tradiciones más arraigadas en la ciudad de Huelva, y tiene una gran importancia tanto desde el punto de vista cultural como religioso.

Desde el punto de vista cultural, el Santo Entierro es una procesión que se celebra el Viernes Santo, donde se representa de manera dramática la muerte, sepultura y resurrección de Jesucristo. Esta procesión cuenta con una gran participación de la población de Huelva, convirtiéndose en una auténtica manifestación de religiosidad popular y tradición.

Desde el punto de vista religioso, el Santo Entierro tiene una importancia fundamental en la Semana Santa de Huelva. Esta procesión es considerada como una de las más antiguas de la ciudad, y se afirma que se ha venido desarrollando de manera casi ininterrumpida desde el siglo XVI. Durante la procesión se lleva a cabo el acto del Santo Entierro, que consiste en la representación del descenso de Cristo de la cruz y su posterior sepultura en el Santo Sepulcro.

Además, el Santo Entierro cuenta con el desfile de las famosas y impresionantes imágenes de la Virgen de la Soledad y el Cristo Yacente, que son adoradas y veneradas por los fieles en momentos de gran recogimiento y devoción.

Su celebración representa un momento de unidad y fervor entre los onubenses, que demuestran su amor y devoción hacia sus creencias y tradiciones.

La procesión del santo entierro en Huelva: un evento histórico

La Semana Santa es una de las tradiciones más arraigadas en la cultura española. En la ciudad de Huelva, una de las procesiones más esperadas y emblemáticas es la del santo entierro.

Cada año, en la tarde del Viernes Santo, miles de personas se agolpan en las calles de la ciudad para presenciar este evento histórico que recorre los rincones más emblemáticos de Huelva.

La procesión del santo entierro tiene sus orígenes en el siglo XVII y se ha convertido en una de las más antiguas y populares de la región. Durante este desfile, se representa el momento en el que el cuerpo de Jesucristo es bajado de la cruz y enterrado en el sepulcro.

Sin duda, uno de los momentos más emocionantes de la procesión es cuando el paso del santo entierro, adornado con flores y adornos de gran valor artístico, es portado por los "costaleros" a través de las calles. La imagen de la Virgen de la Soledad, vestida de luto y acompañada por cientos de fieles, también es una presencia constante durante esta procesión.

A lo largo de los años, la procesión del santo entierro ha sido testigo de momentos históricos y ha sido parte fundamental de la identidad y tradición de la ciudad. Es por eso que cada vez más turistas se unen a la multitud para presenciar este evento único y cargado de emoción.

Ya seas creyente o no, es una experiencia que no puedes perderte si tienes la oportunidad de presenciarla.

Artículos relacionados